.
.

Wawrinka vence a Nadal en la final del Open de Australia


Santy Pérez Payá – Madrid 31/01/2014

Stanislas Wawrinka se alza con el Open de Australia de 2014 derrotando al actual número uno que no pudo ofrecer su mejor juego debido a diversas molestias. El suizo logra romper la hegemonía del “Big Four” en la que Nadal, Djokovic, Murray y Federer han ganado los últimos 16 “grand slams”. Con la victoria del torneo, Stan escala hasta el tercer puesto del ranking de la ATP por delante de Del Potro, Ferrer y Murray.

El partido comenzó con unos juegos de tanteo en el fondo de la pista. Ambos tenistas salieron con las ideas claras pero fue Wawrinka el primero en coger confianza y empezó a desprender un juego rápido y directo frente a un Rafa dispuesto a devolvérselo todo. La primera ruptura de partido se produjo con un “break” del suizo y el posterior juego ganado con su servicio a favor, dejando el marcador de Melbourne en 1-4. El español tenía que pensar fríamente si intentar la épica de remontar el set o empezar a pensar en los siguientes.

Stan comenzó el segundo acto con la misma superioridad que el primero. Selló un “break” en blanco que hizo que la abarrotada Rod Laver Arena se pusiese en pie. En este segundo set Nadal sintió unas molestias y tuvo que pedir la asistencia del fisioterapeuta para que le tratase unas dolencias en la espalda. Al reanudarse el partido las sensaciones no eran buenas, el mallorquín perdió potencia en sus saques, no conseguía disputar puntos muy largos y le faltaba movilidad. Los puntos que ganaba prácticamente eran fallos de su oponente. Esto le costó la derrota de la segunda manga y el partido se ponía muy a favor del suizo con un 3-6 y 2-6 a favor. Nadal ya aguantaba más por orgullo que por físico.

Un último esfuerzo

El Rey de la tierra batida nos ha demostrado en numerosas y repetidas ocasiones, y en distintos escenarios, que nunca se da por vencido hasta que no acaba el último del partido. Y en éste, tocaba de nuevo la épica. Cuando todo el mundo le daba por retirado del partido, Nadal levantó cabeza y ante un tranquilo Wawrinka decidió comenzar de nuevo. Se impuso 3-0 y se llevó el tercer set del partido por 6-3. Fue un set más lento y de menos tensión en el que Stan no quiso rematar.

Wawrinka venció

Después de un set de “descanso”, el de Lausana recuperó el tono de las dos primeras mangas y volvió a encontrar huecos al contrapié del mallorquín. Firmó su primer Grand Slam con un derechazo. Su celebración no fue muy eufórica y sus declaraciones propias del novato que gana: “Aún no sé si estoy soñando”. Pese a la heridas en la mano que sufrió Nadal a lo largo del torneo, no hay que desmerecer en absoluto a Wawrinka que se ha enfrentado a los mejores. Contra Robredo en octavos, Djokovic en cuartos y contra Berdych en una emocionante semifinal, ha ganado el Open de Australia como mejor se hace, venciendo al número uno en la final. A partir de hoy recordará Melbourne como un lugar mágico.

 

Fuente de la imagen: http://www.enlaprorroga.com/

Reviews

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )


Estudiante de 3º de Periodismo en la Universidad Complutense de Madrid.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.