.
.

Merkel amenaza a Rusia por su conducta en Crimea


Noemí Izquierdo – Madrid 14/03/2014

Merkel  advierte a Putin que, si no cambia su posición, a la Unión Europea no le temblará el pulso a la hora de poner en marcha medidas que perjudicarían a su país. Por otro lado, Ucrania crea una Guardia Nacional para protegerse frente a posibles amenazas militares rusas, mientras Crimea planea el referéndum independentista que realizará el domingo.

La líder alemana, Ángela  Merkel, amenazó el jueves en el Parlamento Alemán con “daños políticos y económicos” a Rusia si no cambia su línea de acción. También aseguró que todos los países de la Unión Europea están dispuestos a activar las sanciones en el caso de que fuera necesario.

Entre las amenazas que lanza la canciller, se encuentran los visados para viajar y el congelamiento de las cuentas bancarias que tienen  políticos, militares y oligarcas en el extranjero. “He de dejarlo claro para que no haya malentendidos: nadie de nosotros desea aplicar  esas medidas, pero estamos decididos y preparados si Rusia no rectifica”, sentenció.

Además, reprochó al ejecutivo ruso estar usando métodos del siglo XIX y XX para su propio beneficio, lo que podría representar una violación del derecho internacional. “En una fase de gran inseguridad para Ucrania, Rusia no actuó como socio, sino que se aprovechó de sus debilidades. Ha utilizado el derecho de los poderosos contra el poder del derecho”, afirmó.

Pese a sus declaraciones, la líder ha dejado abierta la puerta del diálogo y ha resaltado que las medidas anunciadas sólo serán efectivas en caso de que Rusia no cambie de rumbo.

Kiev crea una Guardia Nacional

El jueves se aprobó en Ucrania la creación de una Guardia Nacional, cuyo objetivo principal es defenderse frente a una posible intervención militar rusa en Crimea. Esta nueva fuerza policial militarizada estará bajo la tutela del Ministerio de Interior y según el presidente interino de Ucrania, Turchínov, “la Guardia Nacional defenderá al pueblo ucraniano de agresiones internas y externas”.

El cuerpo estará formado por un total de 60.000 personas, de los cuales casi 40.000 ciudadanos se han presentado ya como voluntarios ante las autoridades en materia de defensa en Ucrania.

Por otro lado, las autoridades del país han informado que soldados rusos participan en maniobras cerca de la frontera con Ucrania, siendo aproximadamente unos 8.500 los efectivos que se encuentran en dicho lugar.

El primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, criticó esta semana a las autoridades crimeas, de las que afirmó son “un grupo de criminales que llegó al poder con la protección de 18.000 soldados rusos”. También denunció la ocupación rusa de la península y acusó al país de “socavar los fundamentos de la seguridad global”.

Debido a las dificultades financieras graves que padece Ucrania, Washington le ha ofrecido una ayuda de 730 millones de euros. Además, ha puesto a disposición de las autoridades ucranias los operativos del FBI y de los departamentos de Justicia y Hacienda, que ya se encuentran trabajando en Kiev.

El G7 llama la atención a Rusia 

Canadá, Estados Unidos, Alemania, Francia, Italia, Japón y Reino Unido han advertido a Rusia de que detenga “todos sus esfuerzos para cambiar el estatus de Crimea”, ya que, si el ejecutivo ruso sigue por el mismo camino, tomarán represalias

Además, pidieron a Rusia la retirada de sus tropas de Ucrania y que entre en negociación con las nuevas autoridades ucranianas, que Moscú no reconoce, y facilite la entrada de observadores internacionales en Crimea.

En un comunicado emitido por la Casa Banca, tras el encuentro del G7, consideraban que el referéndum programado para el domingo en Crimea “no tendría efectos legales”. “Si Rusia da paso a la anexión, emprenderemos nuevas acciones, individuales y colectivas. Además, la anexión de Crimea a Rusia tendría graves implicaciones para el orden legal internacional, sin contar con las consecuencias en la unidad, soberanía e integridad territorial de Ucrania”, afirmaron.

Objetivo de Crimea: anexionarse a Rusia

Crimea lucha para conseguir la independencia como paso previo para anexionarse a Rusia. Este domingo, los ciudadanos de Crimea votarán sí o no a la anexión al país del este.

Las autoridades separatistas han emitido una declaración de independencia unilateral. Esta decisión fue tomada por el Soviet Supremo de Crimea, a puerta cerrada y de forma secreta, pudiéndose relacionar este encuentro con el plan de Rusia para evitar que el Kremlin pueda ser acusado de anexión si incorpora Crimea a su territorio inmediatamente después de que esta república autónoma de Ucrania realice su referéndum.

Los países que forman el grupo de Estados postsoviéticos aliados con Rusia no apoyan el referéndum de Crimea y otros aliados de Rusia, como Kazajistán, se muestran reacios a la anexión.

En el referéndum se formularán dos preguntas a los ciudadanos, si quieren incorporarse a Rusia o si quieren seguir siendo parte de Ucrania. La población se muestra confusa tras el comunicado de independencia emitido por las autoridades de Crimea, en el que cabe la posibilidad de que Crimea no dependa ni de Rusia, ni de Ucrania, si no que sea independiente.

También se tomaron decisiones relacionadas con la población tártara. Con el objetivo de ganarse el favor de esta minoría, el Parlamento de Crimea acordó que el tártaro será idioma cooficial, un plan de apoyo a los tártaros de cinco años y una cuota de representación en los órganos políticos del 20%.

 

Fuente de la imagen: AFP

Reviews

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )


Estudiante de 4º de Periodismo y Relaciones Internacionales en la Universidad Antonio de Nebrija. Actualmente en periodo de prácticas en el área web del diario económico Expansión.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.