.
.

Huérfanos de cine, carentes de cultura


Miguel Ángel Rodríguez Rodríguez – Madrid 16/05/2014

Hoy hace ya once días desde que la cultura volvió a perder en España. A las 24:00 horas del 5 de mayo se cortó la emisión de siete canales de la TDT, entre los que se encontraba LaSexta3, el primer canal de cine existente en España. La pantalla se volvió negra y con ello acabó este fantástico sueño de muchos ciudadanos de poder disfrutar de buen cine en abierto.

La historia viene de largo. Durante el mes de junio del 2010, el ejecutivo del ex presidente José Luís Rodríguez Zapatero repartió una serie de licencias a diversos grupos multimedia, entre los que se encontraba Atresmedia, Mediaset, Unidad Editorial o el grupo Vocento. Este reparto de múltiplex se llevó a cabo sin tener en cuenta la ley de Comunicación Audiovisual, que había entrado en vigor apenas un mes antes. En esta nueva ley se obligaba a que todos los repartos de licencias de TDT se tuvieran que realizar a través de concursos públicos.

Unos meses después de este reparto, la empresa Infraestructuras y Gestión 2002 presentó una demanda contra esta distribución irregular de las licencias debido a su imposibilidad para conseguir un canal en la plataforma digital. El Tribunal Superior le dio la razón a la empresa demandante y declaró nulo el reparto de múltiplex que se había llevado a cabo por el gobierno de Zapatero.

Sin embargo, dicho tribunal puntualizó que ni el anterior ejecutivo ni los distintos grupos multimedia habían obrado de mala fe, por lo que le ofrecía al actual gobierno de Mariano Rajoy la posibilidad de legalizar la distribución de licencias mediante un real decreto. Pese a tener en su mano salvar numerosos puestos de trabajo y mantener una oferta televisiva mayor, el ejecutivo de Mariano Rajoy decidió anular la concesión de las licencias llevada a cabo en el mandato socialista. Con esta decisión ponían fin a la vida de LaSexta3, Xplora, Nitro, La Siete y La Nueve.

Nitro, Xplora, La Sexta 3, La Siete y La Nueve fueron las cadenas cerradas. Fuente: www.globedia.com

Dejando a un lado la política, la gran perjudicada vuelve a ser la cultura, que ve como uno de los canales de televisión que impulsaba el séptimo arte cierra sus puertas y deja carentes de buen cine a muchos españoles. LaSexta3 fue definida por muchos como un reducto para todos aquellos cinéfilos que disfrutaban con el noble arte del cine.

Para concluir, emulando la famosa frase del Che, decir que un pueblo en el que oferta cultural se ve reducida es un pueblo condenado al fracaso.  

 

Fuente de la imagen principal: elpais.com

Reviews

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.