.
.

La novena de Rafa


Santy Pérez Payá – Madrid 13/06/2014

Por quinto año consecutivo, Rafael Nadal se hace con uno los campeonatos más prestigiosos del mundo del tenis, el Rolland Garrós. El rey de la tierra batida sigue con su hegemonía alcanzando unos números de record. Son nueve veces las que ha levantado este trofeo y en esta última ocasión fue ante su rival más directo Novak Djokovic.

El Rolland Garrós es una de las competiciones más bonitas del tenis. A parte de ser un Grand Slam, el hecho de que sea en París, siempre a estas alturas del año que ya se puede respirar el ambiente veraniego, el público y los mejores tenistas del mundo la hacen muy atractiva.

Cualquier tenista profesional sueña desde pequeño con ganar este Grand Slam. Rafa Nadal cumplió su sueño por primera vez con tan sólo 20 años. ¿Os acordáis de aquel joven Rafa de pelo larga y camiseta sin mangas?  Quién le diría que a día de hoy sería el mejor deportista español de la historia, batiendo marcas en cada torneo y siendo el indiscutible número uno del ránking de la ATP.

La novena de Rafa fue en cierto modo parecida a otras finales de otros años, la mayor testigo de sus triunfos la Philippe Chatrier, el cielo muy despejado apto para una gran final, y el rival el número dos con la raqueta, Djokovic. El duelo Nole-Nadal es el más repetido en la historia del tenis y una final de Rolland Garrós con estos dos protagonistas prometía espectáculo.

Ambos llegaban al duelo final con una gran presión, molestias físicas y cansancio acumulado. El encuentro empezaba con numerosos fallos de revés del español y con dejadas precisas del serbio para probar las rodillas de rafa (que aguantaban). Tanto fallo de rafa adelantaba de manera profunda a Nole en el primer set. Las prisas de Nadal por remontar le jugaron en contra y sus golpes ganadores precipitados se marchaban detrás de la línea. Primer set para Djokovic  3-6.

Y ya estábamos frente a un escenario común para Nadal, tocaba la épica remontada. Empezó a jugarle al serbio por toda la pista, bailaba con él al fondo, le devolvía las dejadas anteriores y remataba contundentemente desde la red. Se atrevía con todo y lo dio todo. Set para Nadal 7-5.

Empatados en capítulos tocaba el tercero para encarrilarse hacia la victoria. Nole nokeado por el brutal despliegue de tenis del segundo set, empieza a ser impreciso en sus saques iniciales. Únicamente le salvan sus excepcionales cualidades que a la vez son insuficientes para ganarle un set al número uno. El punto de inflexión del partido es el 4-2 que se saca Rafa remontándole un claro 40-15. Djokovic parecía incrédulo, miraba a la grada, posiblemente a su entrenador para pedirle consejos o explicaciones a través de la mirada pero la realidad es que uno se engrandecía y otro empequeñecía. 6-2 para el español.

El sol pegaba fuerte y los grados subían en los termómetros. Los botes no acompañan a Nole que se cabrea y pierde los nervios y poco a poco el partido. Suenan algunos abucheos en la grada por tirar la raqueta y el final empieza a acercarse. Asfixiado y cansado aguanta como puede los derechazos de Nadal que aprovecha cada paso para darle  más fuerte a la pelota y pinchar en la herida del serbio. Descolocado ya y asumiendo la superioridad del ya 9 veces campeón, se repite la imagen de 2012 y Nole cede una doble falta. 6-4 set y partido para Rafa.

Ahora mismo lo vemos hasta natural, no impresiona tanto como debería pero este esfuerzo y sacrificio se aprecia de verdad pasados los años. Nueve veces campeón sobre la tierra de París es un mérito al alcance únicamente de Rafael Nadal. Siguen sus remontadas, siguen sus marcas imbatibles y sigue cada año añadiendo una página más al libro de las leyendas del deporte. Enhorabuena Rafa.

Fuente de la imagen: tennistopic.com

Reviews

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )


Estudiante de 3º de Periodismo en la Universidad Complutense de Madrid.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.