.
.

La democratización de la política


El País (1)

Miguel Ángel Rodríguez Rodríguez – Madrid 04/12/2015

Con las elecciones generales a tan solo 16 días, los debates entre los candidatos a la Presidencia del Gobierno se van sucediendo, desde el debate organizado por El País hasta el encuentro realizado en la Universidad Carlos III de Madrid. Además, las redes sociales están contribuyendo a que toda la ciudadanía pueda tener acceso a los debates y a las propuestas de los candidatos.

Desde que el 18 de octubre de este año se emitiera ‘Salvados: Cara a cara entre Albert Rivera y Pablo Iglesias’, programa dirigido por Jordi Évole, la participación en debates de los candidatos se ha disparado, salvo por la excepción del actual Presidente Mariano Rajoy. Este primer debate ya mostraba el interés que la población tiene en unas elecciones que parece van a marcar un antes y un después debido a la aparición de nuevos grupos políticos. Este Salvados consiguió batir el record de share del programa, alcanzando un 25% de la audiencia, lo que se traduce en 5.214.000 espectadores de media durante la emisión.

Los universitarios quieren participar en política

Este primer encuentro entre Albert Rivera y Pablo Iglesias, dirigentes de los nuevos partidos emergentes, tuvo su continuación en otro debate, al cual ambos acudieron más de un mes después, el 27 de noviembre, realizado en el auditorio de Leganés de la Universidad Carlos III de Madrid. Este debate, planteado en un principio a cuatro bandas, acabó convirtiéndose en un cara a cara tras la negativa de asistir del Presidente Mariano Rajoy y de Pedro Sánchez, actual líder de la oposición.

El debate logró convocar a cientos de alumnos de la universidad, muchos de los cuales tuvieron que quedarse fuera por alcanzar el aforo máximo del auditorio. Aquellos universitarios que se quedaron fuera exigieron, con distintos lemas, que el debate se llevara “a la calle.” Sin embargo, las nuevas tecnologías permitieron que este encuentro, entre el candidato de Ciudadanos y el de Podemos, se retransmitiera en directo vía streaming. Además, Twitter se convirtió en un lugar de encuentro para todos aquellos que querían encontrar información o debatir las propuestas de los dos candidatos.
Un debate a tres bandas por internet.

El pasado lunes se celebró el último debate que ha tenido lugar hasta la fecha. El encuentro, organizado por El País, consiguió juntar a Albert Rivera, Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. El atril que debiera ocupar Rajoy volvió a quedar vacío. El Presidente del Gobierno, desde París, aseguró: “Debatiré a dos, que son los debates importantes.” Rajoy se excusa diciendo que debido a las obligaciones de su cargo no puede atender a todo el mundo. A modo de conclusión indicó: “No está escrito en ningún sitio que todos los debates los tenga que hacer el presidente del Gobierno.”

Sin embargo, según una encuesta encarga por El País, el 70% de los ciudadanos no piensan igual y censura que Mariano Rajoy no acudiera al debate. Este encuentro, el primero organizado íntegramente para ser emitido a través de Internet, fue visto por el 24% de los posibles votantes de las próximas elecciones según un estudio de Metroscopia. El debate, también se trasladó a las redes sociales, donde se alcanzaron los 300.000 tweets con el hashtag #ELPAISDebate.

El PP critica a El País por “intolerante”

El martes, tras haberse realizado el debate, surgieron las primeras voces críticas dentro del Partido Popular. El Ministro de Justicia, Rafael Catalá, acusó a El País de haber actuado con “intolerancia” al no haber permitido que Soraya Sáenz de Santamaría sustituyera a Rajoy: “No sé cuál es el motivo, no sé si es porque es la vicepresidenta, si porque es mujer, si porque es joven, si porque es brillante, pero es sorprendente que haya ese dirigismo por quien organiza un debate y que parece que es el que elige quiénes son los representantes.” Esta no ha sido la única crítica realizada dentro del partido conservador. El titular del Ministerio de Sanidad, Alfonso Alonso, señaló que a su partido “se le excluyó” por que “no podía decidir a quién mandar.”

Tras la realización de estos tres debates, A3Media realizará un cuarto encuentro entre Albert Rivera, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Soraya Sáenz el próximo lunes 7 de diciembre. La cadena, que presenta este encuentro como “el debate definitivo”, si ha permitido la asistencia de la número dos de Mariano Rajoy como representante del Partido Popular.

La política está cambiando y, por lo menos en este aspecto, aquellos que se hacen llamar “la nueva política” están renovando la comunicación política, haciendo más partícipes a los ciudadanos. Los votantes ya no están ajenos a la política, pueden informarse de las propuestas de los candidatos, ver cómo actúan y cómo defiende sus propuestas. Además, las redes sociales están permitiendo una democratización de la política a la cual pueden acceder todos los ciudadanos de una forma más sencilla y cercana. Sin embargo, desde el Partido Popular parece no haberse comprendido esta nueva política de comunicación y quieren seguir anclados en el bipartidismo, donde se debate únicamente entre dos candidatos y donde no se deja participar al resto de las formaciones políticas, las cuales representan a una gran parte de la ciudadanía.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.